viernes, 5 de mayo de 2017

El mundo necesita un poder que impulse la educación, la ciencia y la cultura: UNESCO

Por Carla GARCÍA y Laura QUIÑONES
Periodista de nuestra asociada RNU

Irina Bokova, directora general de la UNESCO.
Foto de archivo ONU/Mark Garten.
La fuerza no puede detener los conflictos ni el avance del extremismo y los odios ancestrales, afirmó hoy la directora general de la UNESCO, pugnando por el impulso de la educación, la ciencia y la cultura para prevenir la violencia en el mundo.

Irina Bokova pronunció un discurso en la ceremonia inaugural del 4º Foro Mundial de Diálogo Intercultural que se celebra en la capital de Azerbaiyán, Baku, una ciudad de la antigua "Ruta de la Seda" con gran historia de intercambio, arte y educación.

La titular de la UNESCO consideró que en la actualidad la tolerancia y la coexistencia pasiva son insuficientes y aseveró que la gente necesita solidaridad, entendimiento y respeto a la diversidad.
Bokova advirtió que la educación es atacada, mientras que la diversidad cultural y la libertad de expresión se encuentran amenazadas.

"Vemos sociedades que se cierran frente a quienes perciben como "otros" y las minorías sufren persecución. Vemos el resurgimiento de odios ancestrales, antisemitismo, discriminación racial, intolerancia. En este contexto no tenemos opción: debemos mantener un apego firme a los derechos humanos y la dignidad, debemos responder que la fuerza no es suficiente. Necesitamos el poder de la educación, el conocimiento, la cultura, la comunicación y las ciencias para fortalecer los valores que compartimos y reconocer el destino que tenemos en común", dijo.


El Foro de Baku reúne a cientos de representantes de numerosas culturas que durante dos días discutirán estrategias para promover la diversidad y las sociedades incluyentes.